Los mineros cada vez más cerca de llegar donde cayó Julen

Los trabajos de rescate de Julen continúan este viernes en Totalán. Los mineros han excavado 2,5 metros de los 3,8 metros que tienen que horadar para llegar al pequeño desaparecido. Jorge Martín, portavoz de la Guardia Civil, había cifrado en una rueda de prensa a mediodía en 1,5 metros la distancia horadada y explicado que habían sido sido necesarias tres microvoladuras, dos de ellas de madrugada y una última por la mañana, para continuar avanzando, como así ha sido. El portavoz de la Guardia Civil ha evitado establecer un plazo para completar el túnel y llegar a Julen, que cayó a un pozo el pasado 13 de enero: «La montaña manda en nuestro trabajo».

Los materiales que se están encontrando los equipos de rescate son extremadamente duros y según ha contado Martín, cada vez que se necesita realizar una de estas microvoladuras el proceso se alarga dos horas. Los mineros tienen que realizar unos pequeños agujeros, subir a la superficie y ser relevados por los expertos de la Guardia Civil, que introducen gramos de explosivos y una vez de vuelta arriba de la tubería proceden a la explosión. Esto lleva hora y media aproximadamente, a lo que se suman otros treinta minutos más para evacuar el aire contaminado. La perforación de la galería es la parte más peligrosa de esta operación de salvamento, en la que participan ocho mineros desplazados desde Asturias, que descienden para acometer los trabajos por parejas cada 40 minutos, portando su propio oxígeno, y diez guardias civiles y ocho bomberos.

¿Podría seguir vivo?

Antonio Jurado, que ha sido durante dos décadas jefe de pediatría del Hospital Materno Infantil de Málaga indica que las posibilidades «son mínimas» y explica como principales factores la falta de nutrición y de líquidos, además del posible traumatismo craneoencefálico producido por la caída del niño al pozo: «Puede tener heridas abiertas y el riesgo de infección habrá aumentado». De opinión parecida es el pediatra Manuel Baca, uno de los 100 mejores facultativos de toda España, según la revista ‘Forbes’ Considera «muy difícil» que pueda haber aguantado con vida, «pero dependerá de factores como traumatismos asociados y la cámara de aire existente». Unas 200 personas han organizado esta madrugada una vigilia para mantener la esperanza en la que también ha participado su familia y las muestras de solidaridad se han extendido a las redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Login

Contraseña perdida?